Los fantasmas de Praga

Fantasmas en Praga

Praga es una ciudad antigua con una historia que se remonta a más de mil años. Sus calles empedradas, grandes lámparas que recrean sombras al caer la noche y una clara sensación de lo fantástico hacen que cualquier elemento surrealista pueda tener lugar aquí. Las tierras checas están llenas de historias mágicas sobre fantasmas, mitos y leyendas y Praga no es la excepción.

Una vez que se pone el sol, las fachadas de color rosa suave, que en el día lucen espléndidas, se convierte en reliquias de un pasado inquietante que parece guardar misterios y horrores secretos. Se dice que Praga es la ciudad más embrujada de Europa.

Debido a la rica historia de invasiones, plagas y ejecuciones, la gente cree que algunos de los espíritus de las personas que fueron asesinados o murieron en Praga aún persisten en lugares clave de la ciudad. Incluso hay recorridos guiados por cada uno de los lugares encantados y aquellos en los que la gente ha visto avistamientos fantasmales.

Puedes comenzar en el Puente de Carlos, lugar de varias historias, entre la que se destaca la historia de un grupo de diez señores que fueron ejecutados durante la Edad Media. Sus cabezas fueron pegadas en postes y colocadas en el puente. Si escuchas voces cantando al cruzar por el puente cerca de la medianoche, puedes atribuir a los espíritus de los fantasmas sin cabeza.

El puente conecta la Ciudad Vieja con Malá Strana. Ambos se dice que están llenos de fantasmas. Malá Strana incluye un sueco que perdió la cabeza durante una batalla de la Guerra de los treinta años. El fantasma se ve a menudo trotando alrededor de la zona, llevando la cabeza en un saco de arpillera.

El Golem es quizás una de las más espeluznante figuras de Praga. Esta criatura mítica judía se dice que fue creada por un rabino del siglo 16 para defender a la población judía de la ciudad de los ataques antisemitas. El Golem fue controlado por el rabino hasta que se hizo más fuerte y comenzó a matar a los ciudadanos no judíos de Praga. Viendo esto el rabino puso el Golem en un ataúd grande de barro para proteger la ciudad, pero si alguna vez lo necesitan de nuevo el ataúd todavía existe en el templo más antiguo en el barrio judío.

Muchos de los residentes y guías turísticos te podrán contar estas y muchas otras historias de fantasmas que se dice pasean por los lugares encantados de esta bella ciudad de Europa del Este. También encuentras más información en el museo de fantasmas de Praga.

Así es Praga, una ciudad mágica y misteriosa. Un placer recorrerla de noche sintiendo sus sombras.

Foto Vía: worldoflard

Imprimir

Etiquetas: , ,

Categorias: Republica Checa



Deja tu comentario