El Delta del Danubio, patrimonio de Rumania

delta del Danubio

Al igual que sucede con la mayor parte de los países del mundo, Rumania también cuenta con espacios naturales que son custodiados con recelo debido a su riqueza. En la desembocadura del Danubio sobre el Mar Negro se encuentra una zona muy particular y única en el mundo que está conformada por un conjunto de canales, lagos, islas, selvas tropicales, prados y dunas de arena que cubren una superficie de 5.640 metros cuadrados.

En medio de este paisaje conviven más de trescientas especies de aves y una variedad de especies de peces, desde esturiones a carpas y percas, junto a miles de plantas autóctonas. Es por eso que el Delta del Danubio fue designado por la UNESCO como Reserva de la Biosfera.

Los lagos y canales de la zona son producto de las aguas producidas por los aluviones producidos por el río que finaliza su recorrido cuando toca el Mar Negro luego de recorrer 860 kilómetros de distancia. El paisaje actual es de puro silencio aunque en algún momento y durante cinco mil años una pequeña comunidad habitó estas tierras, asimilándose al ecosistema y viviendo de la pesca y la elevación del ganado. Hoy sobreviven un conjunto de aldeas que están diseminadas por los canales y de alguna manara viven fuera de los tiempos actuales.

delta danubio

Los turistas que se acercan a la región pueden visitar la zona partiendo de Tulcea, una antigua ciudad que ofrece una importante oferta hotelera y cultural, con una variedad de museos.

El recorrido se realiza entre esta ciudad y Sulina, otra localidad que se encuentra a 71 km. A lo largo del trayecto, los visitantes podrán apreciar alguna de las dieciocho reservas naturales protegidas que están esparcidas en el Delta del Danubio, incluso es posible alquilar un barco a remo para iniciar un recorrido por los pequeños canales aunque en ese caso será necesario contar con un permiso acordado por la Reservación de la Bioesfera.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Rumania



Deja tu comentario