La Reserva de Srebarna, paraíso para conservar

La Reserva Natural de Srébarna

A unos 16 kilómetros al oeste de la ciudad de Silistra se encuentra ubicado uno de los nueve bienes culturales y naturales de Bulgaria inscritos en la Lista del Patrimonio Mundial. Hablamos de La Reserva Natural de Srébarna.

La Reserva Natural de Srébarna es el hogar de una gran variedad de animales de los que sobresalen cientos de especies de aves. Su superficie de 600 hectáreas y su profundidad de entre un metro y tres metros hacen que gocemos de un espectáculo maravilloso. En el año de 1983 fue incluida en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco y cuenta con cerca de 540 hectáreas de zona de protección a su alrededor.

En la reserva se encuentra una buena cantidad de especies que ven amenazada su existencia en el planeta. Mamíferos, batracios, reptiles, peces y aves habitan esta zona que busca ser un refugio óptimo para su supervivencia. Las aves son mayoría en esta reserva: el pelícano dálmata, la garza gris, el ibis falcado y la espátula blanca son algunas de las especies de aves que buscan un refugio en este sitio durante el invierno. Pero no sólo la fauna encuentra su hogar aquí, también hay una gran cantidad de especies de plantas que habitan la reserva y que son consideradas en peligro de extinción.

La reserva incluye el lago y las antiguas tierras agrícolas al norte del lago, un cinturón de plantaciones forestales a lo largo del Danubio, la isla de Komluka y la zona acuática limitada por la isla y la orilla del río.

Para el público están dispuestos varios senderos y plataformas para el recorrido de la reserva. Todos estos especialmente diseñados para que el impacto del hombre sobre el ecosistema del lugar sea el más mínimo posible.

Sin embargo, los turistas que pasan por el lugar no son el mayor peligro que afronta la reserva. La contaminación doméstica e industrial, la caza furtiva y la quema de caña son algunos de los factores que ponen el peligro la reserva y por los cuales se hace un especial control. Pero tal vez el mayor reto para la conservación del lugar es mantener y restaurar el sistema de agua en un estado tan natural como sea posible. Reto en el que se viene trabajando desde mediados de los años 90 y del cual todavía falta mucho por ejecutar.

La conservación de este lugar paradisíaco es algo que no sólo agradecerán las cientos de especies que habitan el lugar, sino también nuestros sentidos al poder contemplar cómo se desarrolla la vida en este mágico lugar.

Foto Vía: Wikimedia Commons

Imprimir

Etiquetas: , , ,

Categorias: Bulgaria



Deja tu comentario